Préstamos en línea

Los préstamos por internet en México

Los préstamos por internet en México pueden ser una gran alternativa de financiamiento ante el bajo nivel de bancarización que existen. Y es que tener un acceso a un crédito es realmente complicado para algunos sectores de la población.

La principal ventaja de los préstamos por internet es que evitarás procesos burocráticos, largas filas y mucha espera para que al final te digan que tu solicitud de crédito no procedió.

De acuerdo con datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) revelados en su última Encuesta Nacional de Inclusión Financiera, 9 millones de personas, de un total de 28.3 millones, no tienen acceso al financiamiento bancario por distintas razones. En primer lugar, por no tener un buen historial crediticio en el 25% de los casos, 18% no tiene la documentación requerida (en muchos casos hace falta comprobante de ingresos) y 17% tiene ingresos suficientes para cubrir una deuda, entre otras razones.

De ahí que el nivel de acceso al crédito en México sea tan bajo y por eso las personas prefieran utilizar el crédito informal, es decir, pedir prestado a sus familiares, amigos e incluso recurrir a agiotistas o casas de empeño, asumiendo el costo de lo que este tipo de financiamiento les puede representar.

Ahora, ¿qué pasa con los préstamos por internet? Se trata de un mercado que está tomando fuerza en México precisamente ante las necesidades de financiamiento que existen en el país.

Son modelos que incluyen, por ejemplo, mecanismos como el financiamiento de rápido vencimiento, colectivo, e incluso que toman en cuenta la reputación que tiene una persona en redes sociales para evaluar el otorgamiento del crédito.

Ventajas

Evita largas filas: Entre las grandes ventajas se encuentran el que no es necesario acudir a una sucursal, ya que sólo necesitas acceder a internet y todo el trámite realizarlo por esta vía.

No te sobreendeudas: A través de un simulador, puedes conocer cuál es el monto al que puedes acceder, las condiciones del crédito, ingresar tu solicitud y en caso de ser aprobada, recibir el préstamo a través de una transferencia electrónica. Al utilizar tú mismo la calculadora, evitas caer en la tentación de pedir dinero de más y que al final, no puedas pagar.

Requisitos: Aunque depende de cada compañía, lo que sí es un hecho es que los requisitos y documentos que te pidan te darán la flexibilidad de demostrar tu capacidad de pagar lo que estás pidiendo, de tal manera que éste deje de ser un factor que siga cerrándote las puertas.

Préstamos en línea

¿Cómo elegir préstamos personales por Internet?


Cómo elegir préstamos personales por Internet

Ante una necesidad económica y tantas opciones en el mercado, siempre surge la duda sobre cómo elegir préstamos personales por Internet. Y es que, aunque la competencia es buena, sobre todo para los usuarios, es cierto que cada vez más empresas ofrecen financiamiento online.

Una regla que debes seguir de manera indispensable cuando tienes que elegir entre varias opciones es comparar. Una de las grandes ventajas de Internet es que podrás cumplir con ella de forma rápida y sin tener que trasladarte.

La mayoría de las páginas de empresas que ofrecen productos y servicios tienen una parte con la cual sus usuarios interactúan entre sí, o con ellos, con tan sólo leer qué tipo de comentarios tiene la empresa te podrás dar cuenta si es confiable o no.

¿Por qué las empresas han incluido esta sección? Sencillo, de acuerdo con estudios de marketing, las redes sociales y en especial Internet han cambiado la forma en que se eligen productos o servicios, ahora pesa más la experiencia de un amigo o conocido, que miles de comerciales sobre las bondades de un producto.

Definitivamente si la firma en la que piensas solicitar un préstamo personal por Internet no tiene esta parte es mejor que la descartes, es una señal de que nos les interesan sus clientes, mucho menos su opinión, así que mucho ojo.

Una vez pasado este filtro es importante que compares las condiciones que te ofrecen. Esta parte es vital, ya que de acuerdo a la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de Usuarios de Servicios  Financieros, cuando un usuario no compara opciones puede estar pagando hasta el doble de lo que solicitó.

Debes tener claro los plazos, el monto total a pagar, todo de lo que tengas duda, ojalá existiera alguien de la compañía que en caso de tener más cuestionamientos te los resuelva.

Finalmente debes ser honesto y considerar si puedes pagar el préstamo en las condiciones determinadas por la firma.

Regularmente no se piensa que vendrá después sólo salir  del paso y ya más adelante “dios dirá”, éste sería un gran error, ¿la razón? Se convertiría en una deuda impagable, dado que no tienes los recursos, lo que sin duda comprometerá tus ingresos.

Es importante que recuerdes que solicitar préstamos por Internet, implica que por un tiempo no deberás contar con cierto porcentaje de tus ingresos quincenales o mensuales, según sea el plazo a pagar, por ello es necesario que realices tu presupuesto antes de firmar, así te evitarás dolores de cabeza más adelante.

Préstamos en línea

Ventajas de los préstamos en efectivo por internet

Ventajas de los préstamos por internet en México

Las ventajas de los préstamos en efectivo por internet son muchas, pero no te dejes deslumbrar sin antes ir al detalle.

Los préstamos por internet son una alternativa de financiamiento que han surgido a raíz de la importancia que han tomado los medios digitales y las redes sociales en la vida de las personas. Evidentemente ante una necesidad de un préstamo y el poco tiempo que nos deja la vida actual, investigar por internet, ingresar tu solicitud y recibir el crédito puede ser mucho más fácil.

Entre algunas de las ventajas están:

Sin filas: La principal ventaja es que no tendrás que sacar tiempo para ir a formarte a una sucursal hasta que un ejecutivo te pueda atender, te ofrezca los detalles y posteriormente tengas que regresar e invertir otras 2 horas de tu tiempo ahora con los requisitos en mano e ingresar una solicitud. A través de los préstamos en efectivo por internet, todo lo haces en línea.

Sin la soga al cuello: Con este mecanismo tú eres el primero en decidir cuánto puedes acceder de crédito, según tu capacidad de pago. De este modo no tendrás líneas de crédito adicionales a las que tú pediste o que te lleguen sin tu autorización a tu tarjeta de crédito o préstamo personal que inevitablemente te lleven a caer en la tentación de sobreendeudarte con algo que no vas a poder pagar.

Sencillo: Los trámites y requisitos son más sencillos. Si bien es cierto que este es un factor que depende de cada empresa que ofrezca los préstamos, es un hecho que existe la flexibilidad para que compruebes tus ingresos. Por ejemplo, si eres trabajador independiente o complementas tus ingresos con comisiones, bonos o propinas, todo esto podrás demostrarlo con estados de cuenta para poder hacerte acreedor a un monto mayor de crédito, según tus necesidades.

Ahora bien, como en cualquier convenio o contrato con alguna empresa, es necesario leer las condiciones de los créditos antes de firmar y aceptar.

Conoce el detalle de la letra chiquita, los intereses que pagarás por el crédito que estás contratando y pregunta a tu asesor cualquier duda que tengas y que te haga sentir intranquilo ante la operación que estás por realizar.

Recuerda que nadie puede pedirte dinero por adelantado y cerciórate de que la empresa con la que estás estableciendo el contrato sea una compañía formalmente registrada, para que en caso de cualquier contratiempo tengas el respaldo de la autoridad.

Pin It on Pinterest