Educación Financiera, Finanzas personales

5 Retos de la Educación Financiera en México

México es un país de cambios y en vías de desarrollo, pero lamentablemente, aún no existe la educación financiera necesaria para hacer frente a los retos del presente y del futuro. 

Comencemos por definir qué es la educación financiera. De acuerdo con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, es el proceso mediante el cual, tanto los consumidores como los inversionistas financieros logran un mejor conocimiento de los diferentes productos financieros, sus riesgos y beneficios, y que mediante la información o instrucción, desarrollan habilidades que les permiten una mejor toma de decisiones, lo que deriva en un mayor bienestar económico.

México debe enfrentarse al gran reto de la educación financiera personal, para que  de esta forma, los mexicanos puedan alcanzar una mejor calidad de vida, sabiendo aprovechar sus ingresos y los productos financieros que hay disponibles en el país. Para ello, hay cinco factores importantes contra los que tenemos que enfrentarnos para poder incrementar y mejorar la educación financiera en México.

1.Perder el miedo a tener una cuenta bancaria. 

Uno de los grandes retos en educación financiera es incluir a más personas en el sistema financiera formal, pues al día de hoy, se sigue teniendo la creencia o tendencia, de que es mejor mantener los ahorros bajo el colchón en lugar de tener una cuenta bancaria en dónde estos se encuentren resguardados. Y es que uno de las razones al respecto es, que no hay conocimiento suficiente acerca de los productos financieros que existen en el país, ni de las opciones que actualmente hay para bancarizarse.

Muchas personas encuentran contraproducente tener una cuenta bancaria, sin considerar que tener una, les abre la puerta a ser candidatos a mejores productos financieros como tarjetas de crédito.

2.Conocer los productos financieros disponibles en el mercado.

Aunado al primer punto, es importante que las personas se acerquen a conocer cuáles son los productos financieros y opciones que hay disponibles en el mercado para poder ser parte del sistema formal del país. Saber y entender las ventajas de productos de ahorro y ahorro para el retiro, crédito e inversión, protección y de servicios.

Las instituciones financieras y organismos como Condusef, jugamos un rol muy importante en este aspecto, pues debemos educar no solo con respecto a los productos, sino también, a ampliar el conocimiento sobre los términos más escenciales para poder comprender y entender a grandes rasgos, de finanzas.

3.Apertura a las nuevas opciones financieras

Con la era digital, las instituciones financieras tradicionales, (bancos), ya no son la únicas que ofrecen servicios financieros confiables, eficaces y de calidad. Hoy también estamos viviendo el boom Fintech, con lo que el abanico de opciones se ha abierto

El uso de la tecnología para servicios financieros está haciendo que sea más fácil y cómodo acceder a productos financieros desde la comodidad de nuestros hogares u oficinas.  Puedes buscar diversas opciones en la página de Fintech México y de AFICO.

4.Cultura del Ahorro

Por otra parte, uno de los grandes retos es que los mexicanos aprendamos a ahorrar y esto se vuelva un hábito que mantengamos a lo largo de nuestra vida. La cultura del ahorro no solo incluye guardar dinero, sino saber cómo utilizarlo y aprovecharlo a tu favor para solventar gastos no previstos o planear un buen retiro laboral.

Es importante conocerse a sí mismo para analizar nuestras características como ahorradores y poder elaborar nuestro propio plan, investigando y conociendo las diferentes vías de ahorro que existen, como cuentas bancarias, de inversión, fondos de retiro, entre otros.}

5.Finanzas personales desde la infancia

Es un hecho que en México no educamos a los niños para saber manejar sus finanzas personales, así que este es un punto importante por el cuál debemos comenzar a trabajar desde nuestros hogares, enseñándoles el valor del dinero y cómo usarlo correctamente, sin gastar de más y haciendo compras inteligentes comparando costos y beneficios.

Si quieres saber más sobre tips para enseñarle finanzas a los niños, te compartimos este blog: ¿Cómo jugamos a las finanzas?

 

Finanzas personales

Independizarse no es un mito

 

Todos sabemos que no es nada fácil salirte de su casa y que hay factores que lo hacen aún menos probable a lo veintitantos, si estudias o no tienes un ingreso fijo. Pero que pasaría si te dijera que se puede hacer sin tanto rollo, primero debes tener tu objetivo claro, segundo es ser práctico y por último no te agobies de más. Obviamente no es lo único que debes hacer pero es un buen inicio, te compartimos unos tips específicos para que desarrolles tu plan de escape.

 

Prioriza

Sabemos que cuando hay dinero nos gusta darnos gustitos “porque nos lo merecemos” pero ¿Realmente los necesitamos?

Lo que si necesitamos es empezar a pensar que es lo que más requiero en el momento o en un futuro cercano. Si realmente es indispensable ese gustito o es mejor el por venir.

Haz una lista que jerarquice los temas en cuestión, lo puedes hacer con colores, con números o hasta por lista. Créala de tamaño grande, visible y pégala en tu cuarto para que la veas todos los días y no se te olviden tus objetivos.

 

Ahorra

Este tema puede ser uno de los más difíciles, ya que sabemos que los ingresos no son altos, ni medios y en casos nulos. Sin embargo, siempre los padres nos dan un gasto semanal o mensual del cual podemos ahorrar el 20% y así tener un fondo de ahorro para el momento de la verdad.

Los abuelitos y abuelitas no pueden faltar en el domingo y lo que ellos te dan si lo puedes guardar integro para que el tiempo de ahorro no sea eterno o también puedes usarlo para invertirlo en un pequeño negocio, como vender dulces o hacer galletas. Después de separar la re inversión en material guardas las ganancias.

¡No te desesperes, puede ser tardado pero sólo tu decides si es tedios!

 

Tu agenda será tu mejor amiga

Sabemos que estamos acostumbrados a tener comodidades pero la independencia tiene un precio. Obvio ya no vas a tener quien te haga de comer, quien te tienda tu cama, lave tu ropa o pague las cuentas. Así que debes estar listo para ser más organizado.

Sé que suena de abuelitas una agenda, sin embargo, puedes ponerle creatividad y hacer una pared de pizarrón para tenerlo a la vista. Ahí se pondrá que hace falta del refrigerador, si ya llego el recibo de un servicio y cuando se debe pagar, que día llevarás la ropa a la lavandería y cuál será el día de súper. Empieza haciéndolo en tu cuarto y ve que tal te va, ya que al vivir solo nadie hará las cosas por ti y si trabajas o estudias debes saber como optimizar tu tiempo para no caer en los errores de primerizo y convertirte en un epic fail.

 

Es más divertido en compañía

No te apresures a querer estar solo, a veces es más divertido hacerlo con amigos o una pareja, ya que así pueden dividirse los gastos, construir con más rapidez y forma el lugar y tener con quien platicar de vez en cuando.

Sólo ten cuidado, elige con cautela porque cada una de las personas tienen manías o formas de hacer las cosas y lo peor que puede pasar es vivir con alguien que no es compatible en ese aspecto, sin embargo, debes ser más flexible, intentar adaptarte y sobre todo aprender cosas nuevas.

Así que ya sabes, si tienes con quién irte y compartir un departamento es genial.

 

Ten aliados

Llegar a un lugar nuevo siempre es emocionante y de igual forma atemorizante. Usa todo lo que tienes para conocer a todas las personas posibles a tu alrededor; los de la tienda, tus vecinos, el viene- viene… Así cuando necesites ayuda no te la negarán y no te sentirás solo.

 

Practicidad

Es tu primer paso para adentrarte a las grandes ligas, así que no esperes un lugar armado, lujoso o en una zona nice de la ciudad. Ten presente que será tu lugar pero no será “el lugar.” Lo importante es que este accesible a medios de transporte para hacer más rápido tu traslado a tus actividades, que los al rededores sean seguros y que la renta no sea más del 30% de tus ingresos.

Haz tus compras en los mercados o tianguis, ya que encontrarás verduras, frutas, queso, entre otras cosas a buen precio, comerás sano y ayudarás a la economía local.

 

Evita comer fuera de casa, vuelve a ponerte otro día tu ropa cuando no se ensucie y aléjate de los gastos hormiga.

No es tan complicado seguir estos pasos cuando tienes claro tu objetivo y sabes que será por un tiempo, porque todo es pasajero y te promoverán pronto.

¡No te quedes con las ganas e inténtalo!

 

 

Cómo Administrar mi Dinero

Optimiza las finanzas de tu empresa y prospera.

 

Hablar de dinero siempre es delicado, para ello debemos gestionar el flujo tanto de entrada como de salida, ya que es de suma importancia llevar un registro de las finanzas para tener presente los movimientos de la empresa y controlar cualquier posible mal entendido.

 

¿En qué gastas?

Revisa el flujo de dinero en cada área de la empresa, como; en qué se está gastando, si realmente es necesario y considerar si esos gastos aportan un beneficio, si reduciendo el presupuesto se logra el mismo objetivo o de plano son innecesarios y se deben eliminar.

 

Prioriza necesidades

Una vez que recopilaste el estatus de las finanzas en las áreas de tu empresa, podrás empezar a crear un plan para priorizar, así como un top 10 en lo que se deben gastar los recursos. En lo que te puedes guiar es en las tres “r”: rentable , realista y redituable.

 

Conoce cuanto dinero tienes

Si tienes el registro del capital; tanto en ganancia como en gasto, será más sencillo crear un presupuesto. En el se deben incluir todos los gastos, para sintetizar puedes dividirlo en dos:

  1. Los que no puedes dejar de pagar ya que son sumas fijas y más significativas.
  2. Las más flexibles y no imprescindibles, que no te costarían un problema o bien la detención de actividades.

Delega a los especialistas

Invertir en una persona capacitada en contabilidad será lo mejor que podrás hacer, ya que es importante que sepas y estés al tanto de tus finanzas, sin embargo, no puedes ocuparte de todo y se optimizará el uso al tener a un especialista. Lo que si puedes hacer es tener un sistema o plataforma de gestión financiera para que estés informado en tiempo y forma.

 

¿Quieres que tu empresa sea temporal o legendaria?

Separar la cuenta personal de la de la empresa es una de las cosas más importantes, se debe tener claro que todo tiene su lugar y aunque es tu dinero no es para gastarlo sin medida, ya que tienes la responsabilidad de trabajadores y clientes que dependen de tu empresa para crear grandes cosas.

Para que realmente puedas optimizar el dinero y llevar un control, se debe crear una cuenta exclusiva de la empresa y así no te harás bolas con combinar ingresos personales con los de la empresa. Por último un consejo para que no te cause conflicto no ver entrada de capital: deberás establecerte un salario fijo, respetando el monto y así no desbalanceas las cuentas, y todos ganan.

 

Finanzas personales, Sin categoría

Leer evitará que pienses que las finanzas son de otro mundo.

¿Quieres mejorar tu situación económica? ¿Tener mejor manejo de tus ingresos? Estos libros de finanzas te ayudarán a girar el chip y mentalizarte, definir un objetivo e incrementar las posibilidades de libertad financiera.

1. El inversor inteligente:

Considerado el más importante consejero en inversión del siglo XX, escrito en 1949 . Benjamin Graham enseñó e inspiró a financieros de todo el mundo. Presentó su filosofía, basada en el concepto de “invertir en valor”,

2. Los secretos de la mente millonaria:

 

T. Harv Eker, el autor de este libro comparte sus secretos de éxito en este libro, ya que él, estaba en bancarrota, y en sólo dos años y medio se convirtió en millonario y construyó una gran empresa.
Todos tenemos un patrón personal del dinero y es un patrón que determina nuestra vida financiera, sin embargo, no será nuestra condena si aplicamos las sencillas instrucciones contenidas en este libro, ya que se puede programar de nuevo el patrón del dinero.

 

3. El código del dinero:

El código del dinero es un excelente libro escrito por Raimon Samsó que te ayudará a encontrar la dirección con consejos puntuales para esos momentos de incertidumbre económica.

Si quieres saber más sobre cómo lograr un mejor manejo de finanzas personales no te quedes sólo con lo que te cuentan, investiga y descubre métodos adecuados a tu persona.

 

 

Educación Financiera, Finanzas personales, Préstamos en línea

Préstamos por Internet: ¿Cómo identificar los fraudes?

 

Préstamos por Internet

 

La credibilidad de los préstamos en línea se ve comprometido por los fraudes existentes.

Aquí te damos 4 consejos concisos, puntuales y de gran utilidad para no ser víctima del fraude en los préstamos por internet.

 

4 consejos para estar preparado:

 

  • Cuidado con los Anticipos

Lo que más nos concierne para saber y distinguir es cuando solicitan un pago adelantado de servicios, seguro o comisión. Nunca debe realizar un pago antes de tener el préstamo en su poder, ya que  los créditos se empiezan a pagar después de ser liberados.

 

  • Falsos empleados

Confirmar si la persona que lo contactó para ofrecerle un préstamo trabaja en la empresa. Llame preguntando por la persona que lo contactó, si es que trabaja ahí y para saber si será la que llevará el trámite asegurándose de que exista, así  como el de la dirección.

 

  • No des información personal

Proporcionar información personal o bancaria a través del teléfono, Facebook o whatsapp es algo que no debes hacer con ninguna persona o supuesta entidad financiera hasta que te cerciores de que existe dicha empresa, intermediario o proveedor.

 

  • Corrobora la información

Confirme por otro medio la información que la empresa presenta en su página Web, ya que a veces los esquemas de fraude construyen páginas de Internet con información falsa como la razón social, número telefónicos y dirección. Si algo no te cuadra asesórate con un especialista, como:

 

  • SIPRES: Registro de Prestadores de Servicios Financieros, donde verás los registros de instituciones, empresas funcionarios y lo que está en trámite.
  • CONDUSEF: Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros, mantiene una lista de nombres de empresas fantasma que son utilizadas para fraude.
  • AFICO: Asociación de Instituciones de Tecnología Financiera, en donde puedes verificar las plataformas que pertenecen al gremio para entrar a su página directamente.

 

Recuerda que si estás a punto de ser usuario de alguna plataforma digital como Prestadero.com, que es una Institución de Tecnología Financiera (Fintech), aún no se encuentra registrada en el SIPRES, ya que actualmente algunas están en proceso de autorización por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV). En ese caso, puedes revisar la página de la AFICO.

No te dejes llevar por la emoción de la idea de haber encontrado un crédito fácil y extrañamente accesible. Si algo no te convence por mínimo que sea, verifica.

 

Finanzas personales, Sin categoría

¿Cómo ahorrar para tus vacaciones de Semana Santa?

Las vacaciones se acercan y todos queremos disfrutar una semana sin pendientes y estrés, por ello no vas a sobregirar tus tarjetas de crédito para que posterior a las vacaciones caigas en más estrés del que te sometiste antes de irte.
Tal vez crees que es imposible y te preguntarás ¿cómo me voy a ir sin dinero? La respuesta es muy sencilla, debes segmentar el flujo de dinero de tu ingreso mensual. Como sólo tienes un mes para eliminar gastos innecesarios debes tener muy claro y enfocarte en tu objetivo ¡Disfrutar de tus vacaciones!

Nosotros te daremos un top 5 de consejos para optimizar y omitir la acción de gasto cotidiana y así puedas redirigir el dinero para que un porcentaje se vaya al ahorro.

1. Desayuna, come y cena en tu casa.

Para optimizar un poco más, siempre ten comida en tu casa y procura hacer el gasto cada 15 días, haz tu despensa en un mercado o tianguis los productos son más frescos y de menor precio que en las tiendas de cadena.
Controlarás el reino de los toppers pero convertirás un gasto diario a quincenal y eso te optimizara la regulación de tus finanzas.

2. No necesitas efectivo.

Utiliza una cuenta bancaria para tus ahorros, seamos sinceros si tienes el dinero a la mano tendrás la tentación de utilizarlo, así que haz un plan de no ver tu dinero en físico. Paga tus gastos con tu tarjeta de nómina o de débito personal y el sobrante déjalo ahí, o transfiérelo a tu cuenta de ahorro, imagina que no lo tienes y así no lo podrás gastar hasta las vacaciones.

3. Anticipa tus vacaciones.

Si quieres salir en una fecha determinada realiza tus reservaciones con anticipación, para que así puedas obtener un vuelo de avión barato y mayores beneficios en servicios, por ejemplo; paquetes de transporte con hospedaje, desayuno incluido, hospedaje para parejas, recorridos guiados, etcétera.

4. Imagina que el gasto sigue ahí.

Evita comprarte antojitos en el tienda, salir a beber unas cervezas o ir al cine, sé que suena muy difícil pero se puede, piensa que sólo será por un mes para lograr tu objetivo de vacacionar como te lo mereces, ya que esos gastos son los más peligrosos y los han denominado “gasto hormiga” No te das cuenta y de $100 en $100 sumas $500 o más. Mejor cada vez que te de la tentación de comprarte algo deposita el monto que te ibas a gastar en una alcancía o tu cuenta de ahorro.

5. Ten tu objetivo claro.

Suena muy obvio este punto pero en el camino puede que se pierda el por qué lo haces, mucha gente se empieza a frustrar por no poder disponer de su dinero y se rinde a la mitad del camino. Siempre ten presente tu objetivo y visualízate en el.
¡Créeme, vale la pena optimizar tu flujo de efectivo!

Recuerda que estos consejos no van a controlar tu dinero y no es dejar de vivir, sino es administrar el dinero que tienes para dirigirlo a un plan futuro y no sólo al presente.

Ahora si puedes empezar a empacar tus cosas para el destino de tu elección y tachar los días en el calendario, porque estas a 5 pasos de estar disfrutando la tranquilidad de unas merecidas vacaciones.

Educación Financiera, Finanzas personales

Buró de Crédito: Es momento de perderle el miedo

 

“Estoy en Buró de Crédito”

Es una frase muy común con la que nos encontramos como empresa financiera al momento de que nos solicitan información sobre los préstamos. Existe una creencia negativa de que estar en Buró de Crédito es como si una maldición cayera sobre nosotros.

Comencemos por aclarar que el Buró de Crédito NO es una lista negra en la que se boletinan a los deudores. La realidad es que desde el primer momento en que solicitamos un crédito, nuestro historial comienza a registrarse.

¿Le prestarías dinero a cualquiera?

La respuesta es que sólo le prestarías a alguien a quien conoces y en quién confías, o de quién tienes información suficiente. Entonces, podemos ir comprendiendo la lógica de que exista una institución independiente de las instituciones financieras, comerciales y gubernamentales, que concentra la información crediticia referente al comportamiento que tanto personas físicas como morales, han tenido respecto a sus créditos.

Aparecer en Buró de Crédito no es malo, es aquí donde se concentra el historial de tus tarjetas de crédito, tarjetas departamentales, planes telefónicos, televisión de paga, crédito hipotecario o automotriz. La forma en cómo pagas tus créditos y/o los  atrasos que tienes o tuviste, se encuentran registrados aquí ya que las instituciones financieras reportan tu actividad cada mes.

El diagnóstico de tu situación crediticia

Así como cuando acudes al doctor es necesario te realice un diagnóstico, el Buró de Crédito permite a las empresas otorgantes de créditos conocer cómo se encuentra la situación del solicitante.  

Se toma en cuenta toda la información que se encuentra en Buró de Crédito, junto con la información personal que se te solicita y las políticas de la empresa, para determinar el riesgo y tomar la decisión de otorgar o no un préstamo.

No creas todo lo que se dice

Existen mitos urbanos que lo único que han logrado es hacer que las personas no confíen en el Buró de Crédito.

Uno de esos mitos es que el Buró de Crédito es quien aprueba los créditos solicitados, esto es mentira, ya que la institución otorgante es la que determina si se aprueba o no un crédito.

Otro mito es que al estar en Buró de Crédito, ya no te darán un crédito. Eso va a depender directamente de tu historial crediticio, ya que si es sano, tienes posibilidades de obtener financiamientos y/o de aumentar tu línea de crédito actual.

Tampoco creas lo que dicen acerca de que se viola la confidencialidad de las personas y empresas, ya que no cualquiera puede revisar la información que se tiene en Buró de Crédito pues, no puede ser consultada sin previa autorización de la persona o empresa.

Te recomendamos que solicites tu reporte de crédito, por ley tienes derecho a realizar una solicitud gratuita una vez cada 12 meses. Puedes ingresar a la página de Buró de Crédito aquí.

 

 

Cómo Administrar mi Dinero, Educación Financiera, Finanzas personales

5 Maneras de Evitar que tus Bolsillos sufran por los Gastos Hormiga

 

Un café por la mañana, un chocolate por la tarde o un refresco para acompañar la comida y un chicle para después de comer o unas galletas de antojo. Estos y otros más, son algunos de los gastos hormiga que están vaciando tus bolsillos ¡y no te das cuenta!

¿Cuántas veces has llegado a final de quincena por puro milagro, con lo justo para sobrevivir?

Los gastos hormiga son pequeños (y aparentemente inofensivos), gastos diarios que tenemos en placeres cotidianos o en cosas que la verdad no utilizamos y menos necesitamos. Sin embargo, estos gastos pueden perjudicar terriblemente a tus bolsillos, ya que, al ser tan pequeños, no les prestamos atención y cuando menos nos damos cuenta, ya perjudicaron nuestro presupuesto, e incluso, han destruido nuestra capacidad de ahorrar.

Si son pequeños y pasan desapercibidos, ¿cómo podemos evitarlos?

Te compartimos estos 5 tips que con los que podrás salvar a tus bolsillos.

  1. Identifica los gastos que valen la pena

No es necesario que te prives de todo aquello que te gusta y quieres, pero es importante que entre todos esos pequeños gastos que tienes día con día, analices cuáles son lo que no te aportan nada importante y que podrías vivir sin ellos.  Haciendo esto a conciencia, podrás eliminarlos poco a poco y tus finanzas comenzarán a mejorar.

  1. Registra tus pequeños gastos

Es importante que tengas un registro de los pequeños gastos que realizas de forma diaria, y que, por semana, revises a cuánto ascendieron esos gustos que te diste. Así podrás tener un control de los mismos y elaborar un presupuesto semanal con el que puedes evitar gastar de más. Además, podrás determinar cuáles puedes suplir con algo casero, como un café o un sándwich.

Finalmente, tienes que decidir con cuáles de tus gastos extra mensuales te quedas, cuáles reduces y los que definitivamente puedes eliminar.

  1. Lleva contigo sólo el efectivo necesario

Este paso está muy relacionado con el anterior, pues una vez que ya tienes un presupuesto semanal fijo, es recomendable que sólo portes el efectivo necesario para cuestiones como el transporte o comida en algún caso particular.  Esto te ayudará a no gastar el dinero extra que llevas contigo y reducirás tus gastos hormiga.

  1. Evita usar tu tarjeta de crédito

Es muy fácil pagar con tu tarjeta de crédito cuando no tienes el dinero a la mano y estás a mitad de una compra compulsiva.  Este hábito daña también sus finanzas pues, tarde o temprano terminarás pagando el dinero que utilizaste y es muy probable que comiences a sofocarte cuando veas lo que tienes que pagar a la fecha de corte.  Evita usar tu tarjeta de crédito para gustos momentáneos y guárdala para ocasiones en las que sea totalmente necesario o en las que te convenga porque pagarás a meses sin intereses.

Tip extra: No cargues tu tarjeta de crédito diariamente.

  1. Ponte una meta de ahorro mensual

Te has puesto a pensar, ¿cuánto podrías ahorrar durante un mes?

El truco aquí es que mensualmente destines una parte, aunque sea pequeña, a algo que te motive y que quieras adquirir o para algún viaje que quieras realizar.  Puedes comenzar por dejar de comprar café todos los días y guardar el dinero de los que no compraste.

Otro tip que podemos compartirte para ahorrar, es tomar las monedas de $5 o $10 que llegan a tus manos y guardarlas. Sin darte cuenta, poco a poco ese dinero se acumulará y dará frutos.

Estas son algunas maneras que pueden ayudarte a mejorar tus finanzas personales, disminuyendo tus gastos hormiga y haciendo cambios pequeños que se verán reflejados a largo plazo.

 

Te invitamos a leer también 4 Datos sobre Préstamos Exprés para Proteger tu Cartera

 

Cómo Administrar mi Dinero, Educación Financiera, Finanzas personales

4 Tips para Mejorar tus Finanzas y Sobrevivir a la Cuesta de Enero

 

Estamos iniciando un nuevo año y como cada año, tenemos una lista de propósitos que queremos cumplir. ¿Por qué no le echamos un ojo nuevamente e incluimos en ella cómo mejorar nuestras finanzas personales en este 2019?

Comencemos haciendo un examen de conciencia sobre qué tan bien, (o que tan mal), manejaste tus finanzas el año pasado y qué te gustaría cambiar o mejorar.

Ahora, pasemos a lo interesante: algunos tips que te pueden ayudar a mejorar tus finanzas y a sobrevivir a la cuesta de enero.

1. Identifica tus gastos más importantes

A todos nos gusta el dinero, (para qué mentir diciendo lo contrario), pero a veces ¡nos gusta tanto!, que olvidamos elaborar un presupuesto mensual, el cual debemos seguir sin pretextos.  Lo primero es identificar tus gastos más importantes, esos que son los más recurrentes también y que por ningún motivo puedes dejar de pagar como: la renta, las tarjetas de crédito o los servicios.

Así que mentalízate y separa ese dinero mensualmente para que no lo gastes en otra cosa. 

2. Elabora listas de compra

Es un buen momento para que hagas listas con lo que necesitas comprar y con lo que compras regularmente como la despensa. Te aconsejo comparar precios y procurar comprar lo realmente necesario. No caigas en las compras compulsivas que pueden dañar tu bolsillo.

Lleva un registro de tus gastos en una libreta destinada para este fin o si prefieres una solución digital, existen varias apps gratuitas que te pueden ayudar.

3. Revisa tu deuda

¿Ya revisaste qué deuda o deudas tienes pendientes y cómo vas salir de ellas?

Establece una prioridad para cada una de las deudas que tengas vigentes. Lleva un registro del monto, los intereses y en cuánto tiempo estimas liquidarlas. Una vez que hayas hecho esto,  con la cabeza bien fría, analiza si durante este año tienes la capacidad económica para adquirir algún crédito o préstamo personal extra o, si lo que te conviene es idear cómo salir de esas deudas o cómo reducirlas.

Recuerda que no debes gastar más de lo que ingresa mensualmente a tus bolsillos y no te confíes en que te llegará algún dinerito extra para estabilizar o pagar tus deudas. Además, recuerda estar al pendiente de tu buró de crédito para mantener un historial sano.

Si quieres leer al respecto, te compartimos ¿Por qué es importante mantener un historial sano?

4. Ahorra una parte de tus ingresos

A veces es complicado hacer esto porque todos tenemos antojos y gustos culposos mes con mes, sin embargo, es recomendable que destines aunque sea un porcentaje pequeño de tus ingresos a tus ahorros. Con el tiempo verás que este pequeño ahorro es un soporte para tus finanzas personales.

También puedes ahorrar dinero no comprando tu café de todas la mañanas o preparando comida en casa y llevando al trabajo, eso depende de ti y de qué tanto estás dispuesto a sacrificar para ahorrar.

Con estos consejos básicos de finanzas podrás mejorar tu economía durante este 2019 y saldrás victorioso de la cuesta de enero.

Todo el equipo de Prestadero te desea un excelente 2019. 

 

 

Finanzas personales

El mejor uso del dinero en el Buen Fin

Se acerca el Buen Fin, y con ello la tentación de gastar y poseer algunas necesidades o carprichos, con la promesa de una ganga. Así que entremos en materia.

¿Conviene gastar en el Buen Fin?

Si es un producto que necesitas, y que de cualquier forma comprarías fuera de la promoción, ¡entonces adelante! Estás generando un ahorro al comprar un producto más barato. Si es un capricho, o un producto deseable, entonces hay que pensarlo mejor, pues depende si ese deseable lo adquieres con deuda o no.

¿Puedes pagar el producto de contado?

Con esto me refiero a que tienes dinero ahorrado, o que aún cuando lo pagues con tarjeta serás totalero (liquidando el total antes de que tu tarjeta genere intereses). Si la respuesta es sí, entonces adelante. Si la respuesta es no, entonces mucho cuidado. Te recomiendo no comprarlo aún cuando el precio de lista sea más barato que en otras épocas del año. Endeudarte para comprar un producto que no es de primera necesidad no es recomendable. Pero no creas sólo en lo que yo te digo; vamos a hacer un ejercicio…

Supongamos que quieres comprar una televisión de 10 mil pesos, pero no cuentas con los fondos. Así que decides pagar la compra con tu tarjeta de crédito, que tiene una tasa “preferencial” del 35% anual. Para simplificar el ejercicio, supongamos que sobre esta sola compra realizas el pago mínimo de tu tarjeta para no caer en mora (Ojo: el pago mínimo es diferente al pago total para no generar intereses). Considerando que en México la ley dicta que deberás de pagar dentro del pago mínimo al menos el 1.5% de capital (y el resto interés), entonces proyectemos los pagos de tu tele a 3 años que financiaste con tu “baratísima” tarjeta de crédito:

En esta tabla notarás que después de 3 años de pagar mínimos sobre este producto, has pagado ya un total de $13,661.32. ¡Pero oh sorpresa, pues sólo $4,196.31 se fueron al pago del capital inicial para comprar la tele!  Así que a pesar de haber ya pagado más que el valor original de la tele, todavía debes más de la mitad ($5,803.69).  ¿Ves la importancia de evitar este tipo de compras impulsivas con tu tarjeta?  Supongamos que la tele tenía un descuento del 30% (de 13 mil estaba rebajada a 10 mil), y que después de 3 años te llega una lanita para liquidar anticipadamente tu deuda.  Entonces habrás pagado $13,661.32 + $5,803.69  = $19,465.01 (casi el doble) por tu tele. En lugar de ahorrarte 3 mil pesos por el descuento, terminaste pagando $6,465.01 adicionales ($19,465.01 – $13,000).  Cuidado con las promociones de meses sin intereses, pues si bien puedes ahorrarte intereses durante algunos meses, después la deuda puede alcanzarte.   Recuerda que aún cuando sea a meses sin intereses, si no tienes para pagar el capital completo cada mes (por ejemplo 10,000 a 6 meses sin intereses = $1,667 por mes), entonces tu deuda que nació sin intereses sí generará intereses a la tasa del 35% de tu tarjeta, o peor aún, podrías caer en mora y dañar tu historial crediticio.

¿Qué recomiendas hacer con el Buen Fin?

El mejor uso de tu dinero en el Buen Fin (más si te adelantaron tu aguinaldo para aprovechar este prestigioso evento), y estás endeudado, es pre-pagar otras deudas.  ¿Por qué?  Imagínate ahora que tienes 10 mil pesos para gastar en tu tele por tu aguinaldo. Así que no incurrirías en una deuda adicional para comprar la tele. Sin embargo, vienes arrastrando deudas en tus tarjetas de crédito (supongamos a la misma tasa del 35%).  Así que mejor no 1) compres tu tele, 2) no inviertas tu dinero (a menos que la inversión te dé una tasa mayor al 35% anual, que es imposible), sino 3) ¡PREPAGA TU ADEUDO PARA AHORRAR UNA GRAN CANTIDAD DE DINERO EN PAGOS DE INTERÉS INNECESARIOS!

Conclusión

  1. Si quieres comprar en el Buen Fin, sobre todo productos deseables, evita hacerlo con deuda.
  2. Si has ahorrado para realizar compras en el Buen Fin, pero estás endeudado con deudas caras (i.e., tarjetas de crédito), evita realizar las compras y prepaga tus adeudos.
  3. Si has ahorrado o tienes el monto para ser totalero, y no estás arrastrando deudas caras, entonces aprovecha este Buen Fin 2017 y mucha suerte en tu búsqueda de gangas.

*Este artículo es una colaboración de Gerardo Obregón, Director General y fundador de Prestadero

Pin It on Pinterest